Estadistica

domingo, 19 de febrero de 2012

Sémola de la Vega baja o los olores y sabores de antaño

Cuando navego por los blogs que sigo habitualmente siempre voy buscando recetas antiguas.
Hay coleccionistas de antigüedades que se les caen las lagrimas cuando encuentran un cuadro que les emociona, o un jarrón modernista, yo me emociono y mucho cuando encuentro una receta antigua y la leo, la imagino en una cocina de hace 40 años y en la persona que la elaboraba y disfruto..

La canción de hoy va dedicada a todas esas recetas que, como esta, están guardadas en un cajón hasta que las descubres..


El olor de un hogar y nuestros recuerdos de la niñez van ligados al aroma de los platos de nuestras abuelas.

 Por favor, si teneis recetas de antaño que me queráis contar, las espero.
Tengo el deseo del coleccionista que anhela tener siempre un elemento nuevo que enseñar a los demás. Preguntar a las madres y abuelas siempre son la fuente de sabiduría de la cocina popular.


En el blog de" cocina sin problemas" pincha aqui para verlo, me encontré con este plato e inmediatamente me enamoré, lo he hecho y lo repetiré muchas veces más, lo comparto con vosotros, porque es delicioso, Gracias Teresa por descubrirmelo, pertenece a la cocina de la vega de Alicante.


Lo gracioso es el nombre de la receta porque realmente no lleva ninguna sémola. Vamos a verla: 


(Respecto a la receta original hay 2 variaciones, como yo no tengo el cacharrillo para el majao que ella utiliza dentro del puchero, pues yo lo he hecho en la batidora para que se integre en el guiso y no se note.
La gacheta que ella hace aparte la he realizado directamente en la cazuela porque en casa nos gusta más la harina tostada que cruda.)

Ingredientes para 4 :


-8 ajitos tiernos pelados.
-8 alcachofas, peladas y partidas por la mitad (por lo menos dos por persona).
-250 gr de habas frescas.
-150gr de bacalao desalado.
-2 ñoras.
-Unas almendras crudas.
-Una cebolla picada.
-3 ó 4 dientes de ajos.
-3 patatas
-Aceite de oliva virgen.
-Harina para la gacha (dos cucharadas)



Elaboración:

1.- Sofreimos los ajos, las ñoras y almendras y reservamos para el majao

2.-Sofreímos las alcachofas peladas y partidas por la mitad, os aconsejo no hacer los trozos más pequeños, al ser un plato de cuchara se deshacen menos, ya que hierven junto con todos los ingredientes.
Los ajitos tiernos y las habas a continuación.

(No saléis esta verdura, ya lleva algo de sal el majado del mortero y acordaros que lleva bacalao.
Se rectifica al final.) Añadimos la cebolla y la pochamos a fuego lento

3.-Hacemos el majao, yo lo he hecho en la batidora para que me quedara muy fino., le añado un poco de agua  y lo hecho a la cazuela
4.-En un ladito de la cazuela doramos dos cucharadas de harina y añadimos el resto del agua y las patatas.
5.-Dejamos cocer 30 minutos y a última hora añadimos el bacalao desmigado, Teresa nos dice que lo asemos antes en la plancha o el horno, yo lo añadí directamente y os puedo asegurar que el guiso es un manjar
Ella cuenta que una amiga de Cox, un municipio también de la Vega Baja, comentó que en su casa le añadían garbanzos y otra al majado tomate frito.

Son las dos únicas personas que ella conoce  que han oído o degustado este plato.
El secreto creo que es utilizar los productos frescos de temporada y ponerle el cariño que le ponia la abuela de Teresa.