Estadistica

jueves, 21 de febrero de 2013

Lasaña de pollo y espinacas o Volver a empezar

Volver a empezar en la vida es dificil pero a veces las circunstancias nos empujan a ello.
Ahora mismo en España mucha gente tiene que volver a empezar.
Los desahuciados.
Los que se han quedado sin empleo.
Los que tienen que volver a acoger a sus familiares en casa 
Los que acaban de salir de una grave enfermedad.
Los que han perdido  a un ser querido.
Los que se separan o se divorcian.
Los que se enamoran de nuevo y van a convivir juntos.
Los que rompen con su manera de vivir por decisión propia.

El país en sí mismo.


El cantito de hoy es precioso es Alejandro Lerner y me encanta su letra. 




Por suerte  he pasado por  varias de estas situaciones y digo bien, por suerte. Y quiero que sirvan estas palabras como ánimo para los que sólo ven problemas y desconsuelo ,  los que no ven más que desasosiego en su futuro.

Volver a empezar no es fracasar, es enfrentarse a un nuevo reto, es una oportunidad que se nos ofrece para mejorar, para plantearnos nuevas y fructíferas metas que llevar a cabo.
Es sólo un nuevo comienzo para poder aprovechar lo mejor de nosotros mismos y sacarlo a flote.

Para ello hay que desterrar el pesimismo, la tristeza y la desesperación, hay que entregarse a una lucha sin desenfreno contra ello, no conformarse y pelear, unirnos más a las personas que queremos, buscar ayuda y apoyo, recuperar fuerzas y pelear por un objetivo.

¿Quien nos dice que nuestra vida futura va  a ser peor? Para encontrar la suerte primero hay que buscarla! Hay que salir a la calle,  hay que aprovechar los recursos a nuestro alcance y exprimirlos al máximo.

El triunfo no está en el nivel de vida, sino en la paz con nosotros mismos, una vez cumplidas las necesidades básicas de supervivencia, la felicidad depende de uno mismo y de nuestro objetivo.

#CosasQueMeDanFelicidad:

-El cariño y bienestar de los mios, de mis amigos, el vuestro..
-El desarrollo personal; el estudio, la comunicación; la cultura
-El sentirme útil dentro de la sociedad, la solidaridad para con las cosas que me conmueven ,  la movilización y la lucha por ello.
-La observación y disfrute de lo que me rodea, el paisaje, el mar, el clima,  la naturaleza, los seres vivos.
-La búsqueda de la perfección en lo que quiero llevar a cabo para encontrar la alegría  al término.
-La demostración de los sentimientos tanto alegres como emotivos, llorar de emoción es "sentir"  y genera bienestar.

Hacer una lista de prioridades y pararos a pensar que os hace felices a vosotros,  perseguir y pelear por ese destino. A veces la suerte tarda en aparecer, pero si vamos seguros de nosotros mismos, si la buscamos sin rendirnos la encontraremos. Seguro.
Y la suerte no es buscar dinero.. ese no lo vamos a encontrar pero si son oportunidades que se cruzan y que vamos encontrar.

La valentía y la confianza  en uno mismo tienen que estar en los primeros lugares  de nuestra autoestima porque son parte del curriculum que debemos incluir en nuestra nueva vida.

Me vaís a decir que soy una pesada últimamente con estos temas pero si con mis palabras consigo ayudar a alguien me doy satisfecha. 

Y me vais a decir también .. "¿pero como se te ocurren esas cosas?"..pues sinceramente se me ocurren sobre la marcha cuando cocino. Y es que el otro día cuando estaba haciendo esta lasaña pensé tapa y vuelve a empezar, tapa y vuelve y toda junta pensaba:

-"Esta lasaña es como mi vida, con varias capas,muy distintas unas de otras, pero todas realizadas con mimo y cariño, para terminar un plato que me satisface a mi y a los que me rodean. El conjunto de todo es mi personalidad"
 y me dije:

-"Esto es lo que voy a escribir cuando publique" y entonces  en el papelito de colores donde voy anotando los ingredientes según voy haciendo la receta..escribo...

-"Volver a empezar" y cuando saco el papelito para escribir la receta, aunque haya pasado ya un tiempo,  me llegan los pensamientos como un ingrediente más, me siento..y aquí estoy. Un día más.

-La canción la suelo pensar más sobre la marcha y siempre elijo algo que me haga sentir, no busco la calidad musical ni la belleza del vídeo sino la complicidad con la publicación.



Ingredientes para 4 personas:

-250 gr. de pollo picado (yo pique un filete de muslo de pollo)
-250 gr. de panceta fresca de cerdo picada.
-500 gr. de espinacas frescas
-1 paquete de salsa bechamel de mercadona
-1 lata de tomate triturado natural
-1 cebolla picada en brunoise muy chiquita
-1 diente de ajo
-1 cucharadita de nuez moscada rallada
-3 cucharadas de tomate concentrado
-150 ml de vino blanco seco
-1 paquete de lasaña fresca marca Rana
-Queso rallado al gusto.
-Orégano, sal, pimienta y aceite de oliva virgen extra.



Quise probar la bechamel envasada y la pasta de lasaña fresca, las dos cosas eran novedosas para mi y me han parecido recursos fáciles y cómodos para cuando estamos mal de tiempo.Por eso mismo utilice también espinacas congeladas.
Si preferis hacer la bechamel vosotros mismos en esta otra  receta mía de  lasaña marinera la podeís encontrar pinchando AQUI .

Elaboración:

1.- Cocemos al vapor las espinacas, yo no las descongelo, las pongo en la vaporera y debajo agua abundante  a fuego vivo, las tapo y las muevo de vez en cuando en unos 15 minutos estarán listas. Reservamos.(Debo decir que desde que hay en el mercado espinacas frescas ya limpias en bolsa, prácticamente las congeladas han desaparecido de mi congelador.)

2.-Picamos las carnes en la picadora (o las compramos ya picadas) y reservamos. Precalentamos el horno arriba y abajo a 180 º



3.-Ponemos a freir el ajo  con 4 cucharadas de  aceite de oliva y en cuanto veamos que se pone amarillito añadimos las carnes ya picadas y freimos a fuego medio (al 7 en mi vitro) hasta que la carne pierda el color de cruda, añadimos la cebolla muy picada y sazonamos con sal y pimienta. Rallamos un poco de nuez moscada  e incorporamos el orégano. Bajamos el fuego  (al 4 en mi caso) y dejamos 10 minutos moviendo, vigilando no se nos pegue.

4.-Añadimos el vino, el tomate natural y el tomate concentrado, dejamos cocer tapado otros 15 minutos.


5.-En una bandeja de horno la pintamos con un poco de aceite o mantequilla y vamos poniendo: Primero la pasta de lasaña, después la carne, otra capa de la pasta, las espinacas sazonadas y finalmente otra capa de lasaña.Cubrimos con la bechamel y espovoreamos con el queso rallado.


6.-Metemos al horno 180º durante 20 minutos y nuestra lasaña está terminada y gritando que se le hinque el diente.


7.- Solo nos queda emplatar que cortaremos y cogeremos entre dos paletas grandes y planas para que no se nos rompa y estropee nuestra presentación en la mesa.


Nunca es tarde para volver a empezar, queda mucho por andar!!