Estadistica

viernes, 23 de noviembre de 2012

Tumbet mediterraneo o De la tierra al Plato #Almeria 2

Enlazando con la entrada anterior,  voy a terminar la crónica del fin de semana pasado en Almeria,  donde hemos tenido el privilegio de disfrutar de momentos y compañía entrañable y  que siempre quedará entre todos como una experiencia inolvidable.

No me voy a extender mucho porque todas mis blogueras amigas han explicado perfectamente todo lo vivido, asi que esta segunda parte la voy a enfocar más al lado humano que a la parte didáctica de la visita.

Una canción eterna para recordar algo que nos une  a tod@s los que alli estuvimos, el mediterráneo.(Aunque hay alguna que el Cantábrico le puede je,je)




Después  de las visitas de la mañana nos dirigimos hacia la Alpujarra y alli entre las montañas que unen o separan, según como se mire, Granada de Almeria, llegamos al precioso pueblo de Fondón. 

Alli teníamos una visita y posterior comida en la bodega  y mesón de SELECCION DE VINOS DE FONDON, unos vinos muy reconocidos y premiados y que  no conocia, el nombre superdivertido "Tetas de la Sacristana" no lo olvidaremos nunca, porque no me digais que no tiene toda la guasa del mundo..pero  certifico que los premios le hacen honor.



Despues de comer nos fuimos corriendo en  busca y captura de la cocinera  para felicitarla pero no pudimos, se había marchado pero que conste aqui mi aplauso, bueno creo, sin duda,  el de tod@s para que se lo hagan llegar. 
Tuvieron la culpa: Unas migas estupendas, ensalada, costillas asadas en salsa de toma pan y moja, conejo en salsa de moja más pan (también estaba riquísimo el pan), plato alpujarreño  con una morcilla que uno no podía rechazar porque era pura gula serrana. y todavía nos ofrecían una carne al ajillo que era imposible que nos entrara al cuerpo.

Perdonar no hice fotos estaba muy liada en mis menesteres.

Si estaís por la zona es visita obligada. El tfno de contacto del mesón es  950 513120
 Pero  el pueblo  guardaba más sorpresas ...
La  siguiente parada era la pastelería CAMP, famosa por sus mantecados artesanales, nos recibio Mariano el dueño que sólo se le ocurre decir al entrar.. 
-"Coman cuanto quieran"  (Qué barbaridad!!!) Sin comentarios..





Noche ya,  lloviznaba pero nuestras ganas de seguir disfrutando parecian no  tener fin, cenamos de picoteo y luego charla en una terraza, algunos con copas, otros con "americanos" una bebida muy rica. 
Lo mio fue un wisky con hielo y así . . nos fuimos para el hotel, agotados pero muy, muy felices, el día lo habiamos exprimido al máximo. 
Hasta los blogueros consortes encontraron hueco al llegar a Almeria para ver el futbol. ¿Se puede pedir más? pues,  a pesar de ser algunos del Barca y otros del Madrid, ni por esas discutimos.. es que ya estabamos pensando en volvernos a reunir.

Por la mañana nos esperaba un desayuno estupendo que nos había hecho Lola de Ajoblanco en la plataforma solar donde trabaja. Está en el desierto de Tabernas a unos 20 minutos en coche de Almería.
Este centro perteneciente al CIEMAT es un importante proyecto europeo de investigación para el desarrollo y aplicaciones de la energia solar y se puede visitar concertando visita, pinchando AQUI encontrareis la información necesaria para poder realizar esta actividad.

Nos esperaban,  además de café y zumos, tostadas y varios bizcochos de 15 huevos que Lola nos había preparado, bueno pues INCREIBLE,  todavía se pusieron a hacer pan, esto es vicio srs...¿a qué es un poco subrealista un taller de pan en la cocina de un centro de investigación? Pues Lola es así





Lola es divertídisima y su hija Hermy fue la que nos enseño la plataforma, su explicación muy profesional fue muy interesante, sorprendente y muy enriquecedora.
 En este tipo de visitas siempre hay también momentos para las risas y yo me quede fascinada de mi reflejo en  las placas solares. 
La Serrano y yo con talla 42 no queríamos salir de alli je,je


Y asi fue que como parecía que nos estábamos quedando en los huesos sin más dilación nos dirigimos a comer a la última parada prevista,  al Restaurante .

Alli nos alimentaron bien,  con un arroz con pulpo y una cazuela de fideos y rape,  fuera a ser que con tanto trajin nos quedaramos desnutridos.




Esta era la despedida dolorosa, volvía a lloviznar y asi la melancolía del recuerdo y de los últimos abrazos se mezclaba con el sabor del caldero y todos los recuerdos daban vueltas para dejar en nuestras vidas una receta que nunca olvidaremos.
Por eso,  hoy quiero publicar una receta fresca, que nos una , he pensado en esta.
 Es una receta que tiene tantas caras, tantos nombres, tantos matices que, seguramente podriamos abarcar media España y media Europa, sólamente cambiando el nombre: pisto, fritada, caponata, ratatouille, sanfaina.. tumbet. Ingredientes universales, culturas similares y un disfrute común.
La huerta de Almería, la huerta de Europa, ha sido mi proveedora para hacerla.
Seguramente estas berenjenas, estos pimientos y tomates, iran a parar a muchos hogares y muchas familias europeas  van a disfrutar de estos productos criados y cuidados  con mucho trabajo, cuidado y amor. Aqui en #Almeria.
No es un tumbet mallorquín, lo he querido convertir en un plato único, por ello está enriquecido con unas anchoas y con huevo, para que sea tan contundente  como el recuerdo que le inspira.





Ingredientes para 4 personas:

-3 dientes de ajo
-3 patatas medianas en rajas de 1/2 centimetro
-2 berenjenas cortadas en rajas del tamaño indicado
-2 pimientos verdes en rajas de 1/2 cm
-1 pimiento rojo de piel fina también del mismo tamaño.
-250 gr. de salsa de tomate frito casero
-1 cebolla en rajas de 1/2 cm
-4 huevos
-Un poco de harina
-Aceite de oliva virgen extra y sal.

Elaboración:

1.- Ponemos las berenjenas con un poco de sal a escurrir sobre papel absorbente el liquido amargo que sueltan




2.-Freímos los ajos y las patatas en aceite de oliva, reservamos sobre papel absorbente. Precalentamos el horno a 180 º

3.- En la misma sartén freimos las berenjenas ligeramente pasadas por harina, en aceite de oliva bien caliente para que no queden aceitosas. Cuando empiezan a dorar, Escurrimos también sobre papel absorbente.

4.- En un wok o en una plancha hacemos a la vez el pimiento rojo, verde y la cebolla en poco aceite, sazonamos con sal y un chispa de azucar. Tenemos a fuego medio unos 20 minutos





5.-Ahora montamos sobre moldes las raciones, empezamos por tomate, después la berenjena, el frito  de pimientos y cebolla y terminamos con la patata y un poco de tomate, metemos al horno, previamente calentado 10 minutos.

6.- Abrimos el horno, hacemos un hueco central para los huevos, los cascamos y los ponemos por encima, metemos entre 3 y 4 minutos sin que se termine de hacer la yema,la clara con el calor residual termina de cuajarse.




Opcionalmente podemos poner orégano, o albahaca para incrementar el sabor del tomate, pero con tanta verdura no es muy necesario. Ponemos las anchoas, sazonamos el huevo y podemos llevar a las mesa.






La receta terminada exige un buen pan, un vaso de vino y si es posible una compañia como la que hemos tenido este fin de semana.